Exámenes DELF y DALF

¿Por qué realizar los exámenes DELF-DALF?

El DELF, Diplôme d’Études en Langue Française (Diploma de Estudios en Lengua Francesa) y El DALF, Diplôme Approfondi de Langue Française (Diploma avanzado de lengua francesa), son las certificaciones oficiales internacionales expedidas por el Ministerio de Educación Nacional de Francia, para acreditar las competencias en francés de los candidatos extranjeros.


La Alianza Francesa de Valladolid es centro oficial de DELF/DALF y proponemos convocatorias para todas las edades y durante todo el año

 

DELF PRIM para alumnos que están cursando Primaria
DELF JUNIOR para alumnos que están cursando ESO y Bachillerato
DELF Adultos para las personas de han terminado sus estudios de Secundaria (más de 18 años)
DALF Edad mínima para presentarse 16 años

¡te preparamos para conseguir con éxito tu diploma!
consulta nuestra propuesta de cursos

CONVOCATORIA 2024

El DELF y el DALF constan de 6 diplomas independientes, armonizados con el Marco Común Europeo de Referencia para las Lenguas (MCERL). 
 
Las certificaciones DELF/DALF se ofertan en más de 1.000 centros de examen oficiales en el mundo, distribuidos entre 173 países.
 
Permiten completar tu curriculum. 
Son de validez permanente.
Son diplomas independientes: un candidato puede presentarse directamente al diploma que corresponda a su nivel de francés.
Todas las versiones del DELF (Adultos, Junior, Prim) tienen la misma validez y las mismas ventajas.
Para aprobar, se exige conseguir el 50% de los puntos. Una nota más alta en una de las destrezas podrá compensar una nota más baja en otra. Sólo una nota inferior a 5/25 en una de las destrezas es eliminatoria.
EL DALF  abre las puertas de las Universidades francesas. La posesión del DALF (C1 o C2) libera al alumno de la necesidad de someterse a cualquier prueba lingüística para el acceso a la Universidad francesa.

Los diplomas DELF y DALF son válidos indefinidamente.

Actualmente, los exámenes DELF y DALF están disponibles en 173 países.

El DELF y el DALF evalúan las habilidades lingüísticas en cuatro competencias: